lunes, 1 de septiembre de 2008

Tres hits del casete

(Viene de La Música una cuestión de fe y descargas)

(1) Debido a su bajo costo, permitió la infiltración cultural (o la hegemonía, según como se la mire) de músicas under como el rock, o el punk, en distintas regiones del mundo. (2) Unió música y movimiento gracias al walkman de Sony y los pasacasetes para autos. (3) Y, por último, devolvió al usuario, en plenos 80s, la posibilidad de grabar su voz, su música, y alimentar su alma con el propio deseo. El 2008 será el último año para la fabricación de este mito de la música personal.
El CD, es un disco de soporte digital. Fue inventado por Immink, y Toshitada, en 1979, bajo licencia conjunta de Philips y Sony. Ese año nacía el “compact” y se moría Nino Rota.
Estos discos permiten almacenar un máximo de 80 minutos de música en un espiral de información que mide 5,38 km y va desde el centro hacia los bordes. Esta información se imprime con llanuras y salientes mínimas (del tamaño de una bacteria), haciendo reproducir al láser del lector con una excelente calidad. Supuestamente destronaría al vinilo, y esta traición se planteó para usuarios “alta fidelidad”.
(continua en La muerte de los soportes y la agonía de los coleccionistas)

No hay comentarios: