domingo, 29 de marzo de 2009

El futuro de la Gestión Cultural lleva “C” de Ciencia

(Publicado por la Sección Cultural de La Voz del Interior, el 24/03/2009)

Buenos Aires se ajusta la corbata para un acontecimiento importante: del 24 al 27 de Marzo tendrá lugar el VI Campus Euroamericano de Cooperación Cultural. Independientemente del nombre ampuloso, este tipo de reuniones son momentos claves para el rumbo de la historia de la gestión cultural. Con la intención de construir un espacio donde se articule teoría y práctica, e iniciativas privadas con la administración pública, estos Campus propiciados por la OEI ofrecen un doble juego: por un lado está la oferta formal de reflexiones o workshops, y en simultáneo suceden reuniones, encuentros de redes e inclusive conversaciones durante las comidas, los apartados, y alguna copa al final de la jornada, donde se acuerdan programas y proyectos uniendo instituciones de uno y otro lado del océano. Esta edición será para la Argentina, y los actores latinoamericanos que estén presentes, una nueva oportunidad donde tomar consciencia que cooperar es un diálogo entre iguales y no una instancia para solicitar financiación. La modalidad de Campus, más frecuente en Europa, hace alusión a encuentros donde los participantes hacen estadías conjuntas con el objeto de potenciar las plataformas en las que trabajan, o bien de vincularse con otras redes.

Meter en tema en la llaga
En un año cuyo tema predominante es la crisis global, con su consecuente ausencia de financiación, inclusive para los organismos nacionales y supranacionales (históricamente considerados “fuertes”, como UNESCO, OEI, etc.), la organización del encuentro consiguió introducir una problemática sobresaliente por su interés y connotaciones. El VI Campus lleva el subtítulo “Gestión Cultural y ciencia, una relación imprescindible”.
En un siglo XXI movilizado por la dinamicidad de la investigación en temas científicos y sus traducciones tecnológicas, pocos ámbitos se han visto tan afectados como el cultural por el esta vertiginosa evolución de los novedosos hábitos de consumo y sus renovadas prácticas. Esta relación se retroalimenta con la apropiación que los creadores de todas las disciplinas hacen de técnicas y saberes. Una obra de arte materializada en un conejo verde fluorescente, como puede ser la obra de Eduardo Kac, es arte de vanguardia al mismo tiempo que una urticante forma de señalar el problema científico/filosófico de la manipulación genética. Tal vez el terreno de la informática, con su incidencia en temas como los derechos de autor, la lectura, y la circulación de obras y símbolos, sea el que más se preste para reconocer las aproximaciones y tensiones entre globalidad, ciencia, tecnología, cultura y arte.
Además de académicamente interesante, el tema tiene otras connotaciones. Los espacios culturales, cada vez más promiscuos con el ámbito científico (basta ver la programación de muchos espacios para corrobóralo: desde la dimensión educativa, hasta la divulgación o el arte contemporáneo) empoderan a ciudadanos y otorgan reconocimientos a los investigadores. Pero al mismo tiempo, dando espacio a la innovación científica, la cultura fricciona con todo tipo de sectarismos, desde los ideológicos hasta los religiosos. Inclusive dentro del mundo del arte, se puede ver gestos de fanatismo contra las ideas que operan en este difícil territorio mestizo. Profilaxis, control natal, nuevos avances médicos, células madres, o alimentos y seres transgénicos, son un eslabón más en la cadena que día a día se ha debido romper, desde Galileo Galilei en adelante, contra el estatismo de las religiones. La difusión de los avances salidos del laboratorio hacen al desarrollo cultural, ya que una población con acceso a más información es una sociedad madura y capaz de enfrentar los grandes debates contemporáneos, apostado por el progreso y haciendo gala de la tolerancia, el diálogo social, y la actitud crítica, infrecuentes en contextos donde el populismo mete la cola y las instituciones lo aceptan.

Los campus, un acontecimiento donde Europa y América se dan la mano
La historia de los Campus Euroamericanos de Cooperación Cultural se remonta al año 2000 en Barcelona, ciudad donde parece haber nacido todo lo relacionado con la gestión cultural. Se han ido sucediendo de forma bienal en uno y otro continente: Cartagena de Indias, Colombia en 2001, Sevilla, España en 2003, Salvador de Bahía, Brasil en 2005, Almada, Portugal en 2007, y ahora Buenos Aires. Los Campus son convocados por la propia Organización de Estados Iberoamericanos (O.E.I.) y la Fundación Interarts. En todas las ediciones están presentes diversas Agencias de Cooperación, como la AECID, y en este caso la Secretaria de Cultura de la Argentina. En cada edición se propone un tema, por ejemplo en la versión de 2007, se abordó “El diálogo Intercultural”. Los Campus, además de ser un encuentro en sí mismo, son el espacio para que redes con el Mercosur Cultural, o Iberfomat, entre otras, hagan sus reuniones en paralelo.

El programa y las actividades
Para la edición porteña, que tendrá lugar en el Centro de Convenciones de la Universidad Católica Argentina, se han pensado en tres días de trabajo, empezando por una apertura oficial con la presencia de José “Pepe” Nun, Secretario de Cultura de la Nación, Antoni Nicolau, Director de Relaciones Culturales y Científicas de la AECID, Eduard Miralles, Presidente de la Fundación Interarts y Darío Pulfer, Director de OEI en Argentina. La conferencia principal de ese primer día “Relaciones entre cultura ciencia: entre la proximidad y el conflicto”, estará a cargo de Marcelino Cereijido, del Centro de Investigaciones y Estudios Avanzados de México.
El día 25 tiene conferencias como “El Arte después de la Tecnología”, de Maurice Benayoun, (U. París 1, Pantheon-Sorbonne) y netshops de Creación Artística y Ciencia, Patrimonio e Innovación Tecnológica, y Cooperación Científica y Desarrollo. También se presentarán experiencias como “Creación y Tecnología”, o “Cooperación Interuniversitaria en Ciencia y Cultura”.
En el día 26, antes de los balances, relatorías y cierres del 27, se analizará la “Comunicación cultural de la Ciencia”, y luego se ofrecerán talleres de “Industria cultural, Innovación y Desarrollo”, y “Ciencia, Creación y Propiedad Intelectual”, entre otros.

Las figuras
Entre los referentes que asistirán al encuentro se destacan el teórico español Jesús Prieto de Pedro (especialista en derechos culturales), Alfons Martinell (director de la cátedra UNESCO de Políticas Culturales y Cooperación, U. de Girona), el artista argentino Mariano Sardón, el teórico peruano Juan Carlos Mariategui, Alejandría D’Elia, directora de Espacio Fundación Telefónica, Jordi Pardo, especialista catalán en temas de cultura, Jorge Wagensberg, director de Ciencia y Medio Ambiente de la Fundación La Caixa, Fernando Vicario de OEI, el artistas español que varias veces visitó Córdoba, José Manuel Berenguer, Fernando Farina o Luis Alberto Quevedo.

Webs
www.oei.es
http://www.oei.es/campusEuroamericano.htm
http://www.oei.es/cultura_publicaciones.htm#4b
www.interarts.net
www.cultura.gov.ar/archivos/noticias_docs/programa_campus.pdf
www.cultura.gov.ar/archivos/noticias_docs/Curriculum_expositores.pdf

6 comentarios:

EMELMV dijo...

Hola que tal aqui descubriendo su blog.
Lo invitamos al nuestro.
www.elmundoentrelasmanosvirtual.blogspot.com

Pancho Marchiaro dijo...

Buenísimo EMELMV. Saludos!

Marianela Arfenoni dijo...

Interesante resumen! Me quedé con ganas de asistir al Campus. Le dejo un saludo cordial.
Marianela Arfenoni
Lic. en Gestión del Arte y la Cultura

Pancho Marchiaro dijo...

Estimada marianela,
gracias por dejar un comentario. Yo, que asistí me volví un poco decepcionado y creo que ha sido una impresión generalizada. Salu2, Pancho

dateunaidea dijo...

me gustó al nota aunque también recibí comentarios decepcionados del encuentro... habrá que seguir pensando, haciendo y cruzando pasiones y saberes.
un abrazo, Nora Araujo.

Pancho Marchiaro dijo...

Nora, tanto tiempo! Cómo estás? y tu flia?