miércoles, 27 de febrero de 2008

La Feria de arte Arco y los euros institucionales

(Publicada por La Voz del Interior el Jueves 28 /02/07)


Hace sólo una semana que terminó ARCO, la feria de arte contemporáneo española. La más importante de habla hispana y una de las cinco grandes (cabría decir grandotas) del mundo. Se pueden sacar varias conclusiones sobre el tipo de obra que se ofreció, sobre el avance comercial de la fotografía, y en menor pero creciente medida, de la venta de video-arte. Inclusive cabe toda una reflexión sobre como el pentacampeón (Brasil, país invitado) se movió conjuntamente en la cancha europea.

Pero hay unanimidad en rescatar tres factores de esta edición, la número 27, de la feria.

Por un lado, han asistido 200.000 personas. Esto demuestra que las ferias de arte contemporáneo sí interesan al gran público. Los asistentes pagaban 30 euros. En segundo lugar, a pesar de la enorme crisis financiera que acompaña a este 2008, se sostuvieron iguales ventas que en 2007, año record con una suba del 15% histórico. Por último, un parte importante de lo facturado se vendió a instituciones.

Billetera mata galán

Lo cierto es que ARCO, mega feria de arte, estima cuanto va a vender mucho antes de inaugurar. Las instituciones garantizan un pozo de compra de manera más o menos explícita. Los directores de museos, o las comisiones de adquisición, presupuestan con tiempo la inversión a realizar, mucho está negociado antes del brindis inaugural.

Además, existe una compra que proviene de grandes coleccionistas, cada vez más internacionalizada y crecen –aparentemente- las adquisiciones de particulares (algo que los galeristas se esfuerzan en demostrar).

Pero veamos números institucionales: El Museo Reina Sofia hizo cheques por más de un millón de euros. Indican los diarios El Mundo y El País que la Fundación Pedro Barrié de la Maza invirtió otro medio millón, el MUSAC de León, más de trescientos mil. La propia Fundación Arco cuarto de millón, el Centro Gallego 230.000, las regiones de Cantabria 215.000, Madrid 169.000, Murcia 166.000, y así sucesivamente. La Fundación Coca Cola, que aparentemente ha vendido varias latitas este año, también desembolsó 120.000 euros. Nótese que entre un puñado de instituciones se compró 3 millones de euros.

Córdoba extraña su feria

Toda España defiende Arco. Guste o no, es la de ellos. Las instituciones lo hacen, y esta práctica se acopla a cierta cultura de compra extendida entre ciudadanos no necesariamente ricos. El arte es una inversión, un placer, y la feria es un motor de turismo de alto nivel, desarrollo del sector artístico, mano de obra, sponsors internacionales, y mucho más. Por cierto, el galerista no es el malo de la película. Muy por el contrario es a quien recurren las instituciones para comprar obra. Acá en La Docta, nunca defendimos nuestra feria, ni la sentimos propia, consideramos siempre a los dueños de galerías ruines por tomar un porcentaje de un trabajo artístico e intentamos (artistas, compradores, e instituciones) hacer la jugada individual, salvarnos sólos. Aunque creemos ser todos maradonas, sólo hemos generado un acostumbramiento a recibir migajas y dádivas, y a dejar que un grueso del mercado del arte cordobés funcione con sede en ARTEBA.-

Datos pata entender la Feria

En Arco participaron 297 galerías, de las cuales 222 no son españolas. Asistieron 200.000 personas. Es la edición 27. El país invitado fue Brasil, estuvo presente con más de treinta galerías. El año próximo será India. El mayor volumen de venta proviene de galerías españolas. Se inauguró un espacio dedico a la tecnología y el arte digital: Expanded Box. Una curiosidad: Su directora, Claudia Gianetti, estuvo en Córdoba hace pocos años. -

No hay comentarios: