martes, 29 de mayo de 2007

Yeah! Yeah! Yeah!

(Publicado por La Voz del Interior, el Sábado 29/05/07)

Los Beatles son los chicos Guiness por excelencia, y esto no sólo se debe a la cercanía entre su isla (Inglaterra), y la de la cerveza (Irlanda), cuna de burbujas tan codiciadas como los propios records.

Cuando el cuarteto de Liverpool empezaba a reunirse y, Paul hacía ls presentaciones entre George y John (1959), ya habían pasado 4 años de la primera edición del Guinness World Records. Esta, que data de 1955, y cuyo objetivo era dilucidar las discusiones de los bebedores en los bares, ya estaba listando los sucesos humanos más impresionantes a la vez que inundaba las librerías.

Pero debió pasar un lustro para que los destinos de ambos se cruzaran. En Abril de 1964, hace 43 años, se producía uno de los hechos históricos más llamativos del pop norteamericano: entre las 100 canciones más escuchadas del momento en los Estados Unidos, las cinco primeras pertenecían a los cuatro fantásticos. La beatlemanía arrasaba con Can´t buy me love (1), Twist and shout (2), She Loves you (3), I want to hold your hand (4) y Please please me (5). Según la wikipedia ese fue el momento preciso en el que Elvis perdió la corona. Y si hablamos de records, los del Rey son menos elegantes y más bizarros: un dj pone 4000 canciones seguidas, o un panadero alemán canta sus perlitas durante 42 horas ininterrumpidas.

Volviendo a la agrupación de Jorge Harrison, Juan Lennon, Ringo -esta no la se- Starr y Pablito McCartney, caben más cosas insuperables aunque hay una escalofriante: el grupo, que sólo duró poco más de una década, vendió 1.010 millones –léase 1.010.000.000- de fonogramas (discos, casetes y compactos). De semejante parva, sólo 400 millones fueron con la banda reunida. La mayoría se facturó después.

En Inglaterra, nada de cuchillo de palo: sus álbumes superaron a los de cualquier otro artista en materia de permanencia a la cabeza del hit parade.

Y si los Beatles son los mejores alumnos de la escuela, Pablito MacCartney es el mejor alumno del grado. Siguiendo la misma bibliografía, Guiness, se trata del músico y compositor más exitoso de la historia. Vendió 100 millones de sencillos y cosechó 60 discos de oro. Pero, además, compuso Yesterday, que se ha emitido más de 7.000.000 veces en las radios y televisiones americanas, y es la más versionada de la historia. Vale decir que a John lo quieren todos, y fundamentalmente todas, y que descansando en paz vuelve injusta la comparación, pero hay acuerdo entre los especialistas: Paul era el corazón del cuarteto.

Volviendo a las proezas de los cuatro de oro, son tan, pero tan recordmen, que han metido tipos por la ventana del libro de las marcas históricas, como Rodolfo Vázquez, que tiene uno de los premios por la colección de objetos bleatleros más importante del mundo, e inclusive los ha exhibido en el Centro Cultural Recoleta de Buenos Aires.

Pero los autores de Let it be, ni aun en vías de extinción se quedan quietos, ya que -descansen en paz o estén en pleno divorcio- ahora se discuten los detalles del lanzamiento de su discografía por itunes. La definitiva inmersión en la web se dará en estos días, antes de finalizar su potestad sobre sus primeras creaciones, próximas a cumplir 50 años en 2012, y por consiguiente despedirse de todos los derechos de autor y copyrights. De todas formas, cinco años es una eternidad para los Beatles… ¿no Guiness? ¿Estás ahí?

No hay comentarios: